BSO… inspirados en los cincuenta

La música en el séptimo arte es la conexión del guion con la imagen, la subjetiva coherencia que nos permite sentir el beso apasionado, la brisa de un paisaje, un cruce de miradas o tantos intangibles que se convierten mágicamente reales en una cinta.

Entender la genialidad de un compositor para lograr lo que el director desea transmitir al público, es una destreza solo para aquellos que conocen cómo tocar el interno y es ahí, donde el razonamiento lírico es fundamental. Traducir la toma en emociones, tal vez en un producto terminado sepamos cómo se escucha el miedo, la libertad o el desamor, pero en el momento creativo esto requiere el doble de inspiración.

Nostalgia por los temas cincuenteros bajo el lente fílmico, es lo que preparamos para este lírico artículo cinematográfico.

  1. Cry-Baby (Estados Unidos, 1990)

Sarcástico filme musical protagonizado por Johnny Depp en el papel del galante, rebelde y sensible Wade Walker “El lágrima”, bajo el lente del cineasta, actor, escritor y fotógrafo estadounidense John Samuel Waters Jr., musicalizado por el compositor Patrick Williams y considerada una película de culto.

El discurso de este rocanrolero rollo es una parodia de Grease, algunas cintas de Elvis Presley o del Rebelde sin causa James Dean. El director John Waters refleja la división de las clases sociales de aquella época: los Drapes que vienen de “abajo” y los adinerados hipócritas Squares. Respecto a la música, temas como “Doin’ time for being Young” son un grito a la libertad, “High School Hellcats” con su adrenalina juvenil, el clásico “Mister sandman” o el doo wop de “Bad boy”.

Como dato adicional para todas las admiradoras de Depp, resulta que este actor también es guitarrista, incluso fue invitado a participar en un concierto de Aerosmith, una sesión de blues con Paul McCartney, ZZ Top’s Bill Gibbons y hasta interpretó “The Beautiful People” con Marilyn Manson.

  1. Walk the Line (Estados Unidos, 2005)

El “hombre de negro” Johnny Cash, uno de los gigantes del rockabillly, es personificado por Joaquín Phoenix en este drama biográfico, donde se destaca el romance y matrimonio con la cantante, compositora, actriz, bailarina y comediante June Carter Cash (Reese Witherspoon).

La banda sonora dirigida por el músico, compositor y productor discográfico T-Bone Burnett, quien por cierto fue guitarrista en la banda de Bob Dylan, le otorga un toque auténtico a este rollo, ya que los mismos actores son los cantantes dentro de este rollo. En total nueve temas son interpretados por Joaquin Phoenix -como Johnny Cash-, cuatro de Reese Witherspoon -en su papel de June Carter Cash-, una canción para Waylon Payne -como Jerry Lee Lewis -, una más de Johnathan Rice -como Roy Orbison-, dos para Tyler Hilton -al ser “El Rey” Elvis Presley- y otro de Shooter Jennings -como Waylon Jennings-.

  1. American Graffiti (Estados Unidos, 1973)

Dirigida por George Lucas, producida por Francis Ford Coppola, una banda sonora repleta de los grandes éxitos del rock, doo wop y R&B de los cincuenta, galardonada con dos Globos de Oro y cinco nominaciones a los Premios Óscar, esta cinta fue un referente de películas como Nataly o Grase.

Si bien el rollo está ambientado a inicios de los sesenta, su música es un homenaje a los cincuenta, tiempos donde el rock and roll llegara a su final, un tiempo de transición cultural y social que recuerda al amor imposible, las bandas callejeras, las carreras de autos y la influencia de la radio.

Fue el compositor estadounidense Richard Rodgers, quien se encargó de mostrar 41 joyas musicales de afamados músicos como Buddy Holly, Bill Haley & His Comets, The Platters, Frankie Lymon & the Teenagers, Fats Domino, Chuck Berry y muchos más. En una selecta compilación de esos años de malteadas, jukebox, bailes desenfrenados, rebeldía, romance y nostalgia.

  1. King Creole (Estados Unidos, 1958)

El director de Casablanca (1942) Michael Curtiz, lleva al “Rey” Elvis Presley a encarnar al estudiante de diecinueve años de clase baja Danny Fisher, papel que fuera el favorito de Elvis en las 31 películas de las que participó, para muchos amantes del “Rey” puede ser Viva las Vegas (1964) su mejor protagónico o incluso la famosa coreografía en la cinta Jailhouse Rock (1957), su principal legado fílmico, pero King Crole o en su título para Hispanoamérica El barrio contra mí, integra una excelente actuación, un guion controvertido e incómodo para aquella época, y la firma con la RCA Victor para lanzar el sexto álbum de este ídolo estadounidense, disco que lleva el mismo título que la película.

Llaman la atención algunos temas que eligiera Walter Scharf para este rollo, como el lado blusero de Elvis al cantar “Crawfish” de Fred Wise y Ben Weisman, el tema original de este filme, el insinuante “Trouble” o la sentimental balada “As Long As I Have You”. En un balance, definitivamente es King Crole, la mejor película de “El Rey”.

  1. Great Balls of Fire! (Estado Unidos, 1989)

El tema compuesto por Otis Blackwell y Jack Hammer en 1957 e interpretado por el exótico músico y cantante Jerry Lee Lewis para Sun Record, lleva el nombre de esta película dirigida por Jim McBride, en una adaptación de la biografía escrita por Myra Gale Brown sobre el “Gran Bola de Fuego”.

El controversial pionero del rock and roll, tan delirante como su flamante piano, que tuvo ciertos problemas con la bebida, en constante competencia con Elvis Presley y quien se casara con su sobrina de 13 años de edad Myra Gale Brown, son algunos de los aspectos que trata esta cinta.

Musicalizada completamente con éxitos de Jerry Lee Lewis como “Whole Lotta Shakin’ Goin’ On”, “Crazy Arms”, “High School Confidential” o “Great Balls of Fire”, este último, considerado uno de los sencillos más vendidos del mundo, son algunas razones para colocar en primer sitio a esta banda sonora cincuentera.

Glen Rodrigo Magaña

@HomoEspacios / @glenrod85

Comparte esta publicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *